No se lo pierda

10.05.2017 13:57 Antigüedad: 4 yrs

UNA PIEZA Y UN SISTEMA QUE SE DAN POR HECHO SU BUEN FUNCIONAMIENTO

Los limpiabrisas y el sistema de aire acondicionado son dos elementos que hacen parte de un vehículo, cuyo mantenimiento y buen funcionamiento no tienen importancia hasta que dejan de funcionar.

Son indispensables cuando se transita por climas calientes o a temperaturas bajas; cuando cae un aguacero o se encuentra debajo de una tormenta de nieve. No permita que al estar en carretera y requiera del uso de alguno de los dos, este no le funcione. Realice el mantenimiento preventivo, predictivo y correctivo con tiempo. (Para mayor información sobre los diferentes tipos de mantenimiento remítase a la edición 25 página 1)

LIMPIABRISAS

Los limpiabrisas tienen como función barrer la lluvia, nieve, polvo o incluso basura que cae sobre los vidrios panorámicos del vehículo. Algunos automóviles tienen limpiabrisas en las luces delanteras o en el vidrio trasero; no obstante su función es la misma.

Por lo general, la mayoría de los vehículos vienen con limpiabrisas de brazos tipo radiales o en el caso de los vehículos más comerciales utilizan brazos tipo pantógrafo. Sin importar que tipo de limpiabrisas utilice su automotor, la seguridad a la hora de manejar depende en gran parte del buen funcionamiento de estos. Para garantizar un buen funcionamiento en los limpiabrisas se recomienda realizar el cambio de estos mínimo una vez al año. Estas deben ser cambiadas cuando generan ruido al prender el sistema; lo cual significa que el caucho o goma que sostiene la escobilla se ha endurecido; produciendo rayas en el vidrio panorámico. También fíjese si al prenderlos estos dejan una capa o estrías del residuo que se quiere barrer.

En el caso de que los limpiabrisas no deban ser cambiados una limpieza constante a sus componentes garantiza una vida útil. Realice una limpieza a las escobillas con un trapo de algodón suave o esponja humedecido preferiblemente con agua. Asegúrese de quitar todo el sucio o polvillo que vea sobre la escobilla dado que cualquier residuo puede ocasionar rayones sobre el vidrio y/o deteriorar la escobilla como tal.

Los limpiabrisas son accionados por el conductor por medio de una palanca que cuyo mecanismo consiste en un sistema de manivela el cual es impulsado por un motor eléctrico con una potencia de aproximadamente 240W. En algunos vehículos, al prender los limpiabrisas se activa el sistema de lavaparabrisas; cuya función es expulsar un líquido por medio de unos eyectores para mejorar el rodamiento de los limpiabrisas. Asegúrese de tener siempre al nivel máximo indicado el dispositivo del lavaparabrisas con líquido limpiador. Existen líquidos para los cambios climáticos que se presentan en el transcurso del año.

DATO CURIOSO: En el año 1964 el Doctor Robert Kearns, ingeniero estadounidense, inventó el sistema de limpiabrisas intermitentes; ya que en ciertas ocasiones la visibilidad al manejar se veía comprometida con los limpiabrisas prendidos de manera constante.


SISTEMA DE AIRE ACONDICIONADO

Ya sea que nuestro destino sea a tierra caliente o a tierra fría, el uso del aire acondicionado se vuelve imprescindible cuando de cambios climáticos se trata. Se sugiere que a dicho sistema se le haga una revisión o si en dado caso no está en buen estado es necesario el cambio de sus componentes.

Unas semanas antes de viajar por carretera, encienda el vehículo, prenda el sistema de AC, súbalo al máximo de potencia y a la temperatura más fría. Espere unos cuantos minutos y asegúrese que esté enfriando. Si siente que el aire no está enfriando correctamente es indispensable realizar una revisión a todos los elementos que componen un sistema de aire acondicionado:

  1. Compresor
  2. Refrigerante
  3. Válvula de expansión
  4. Condensador
  5. Evaporador
  6. Ventilador del Condensador
  7. Motor de Refrigeración

COMPRESOR:
Válvula de expansión: la válvula de expansión regula el flujo del refrigerante dentro del sistema, que al no funcionar simplemente al prender el aire acondicionado, este sopla pero no se genera ningún cambio en efecto sobre la temperatura del aire.

REFRIGERANTE:
Es un producto químico líquido o gaseoso, que se adiciona al sistema de aire acondicionado, fácilmente licuable, que es utilizado como medio de transferencia de calor. Al ser comprimido se enfría e ingresa al interior del vehículo por las rejillas de ventilación, brindando un ambiente de confort. Es importante seleccionar el tipo de refrigerante para que su uso sea amigable con el medio ambiente, se recomienda asesoría de un experto y exigir el producto de marca original del vehículo.

CONDENSADOR:
Se encarga de convertir el vapor en líquido. Si el condensador no funciona el aire que sale del sistema no enfriará por más potencia que se le ejerza al sistema.

EVAPORADOR:
Absorbe el calor que se condensa dentro del vehículo, sobretodo en tierra caliente. El goteo que se puede presenciar a veces debajo del vehículo, cuando se ha utilizado el sistema de aire acondicionado, viene de la condensación de líquido en el evaporador. En este caso ese goteo demuestra un buen funcionamiento del sistema AC. Si el evaporador no funciona el ambiente de su vehículo permanecerá igual.

VENTILADOR DEL CONDENSADOR:
Ayuda a enfriar los gases que vienen del compresor y su recorrido en el condensador. Un daño en el ventilador no dejará que el sistema de aire acondicionado funcione de manera eficiente y por ende, absorba mayor energía y combustible.

MOTOR DE REFRIGERACIÓN:
Trabaja de la mano con el condensador para desviar el calor y enfriar el ambiente dentro del vehículo. Aspira el aire caliente y lo devuelve frío. Un mal funcionamiento del motor de refrigeración mantendrá el ambiente de su vehículo sin ningún cambio.

No solo debe revisarse si hay fallo en cada una de las piezas mencionadas sino también cada uno de los componentes del aire acondicionado mantienen una temperatura que garantiza que estos estén funcionando correctamente. Al tacto por un experto se reconoce si hay falla o no en los componentes y sus tuberías.

  1. El compresor debe estar a temperaturas altas.

  2. Tubería de alta presión que se encuentra dentro del compresor también debe estar a una temperatura altamente caliente.

  3. La tubería que transfiere el refrigerante del condensador al evaporador debe estar en temperatura no muy caliente ni muy fría.

  4. La tubería del evaporador debe ser fría.

  5. El condensador tiene temperatura altamente caliente por el lugar en donde ingresa el refrigerante y temperatura fría por donde sale el refrigerante.

Por último, aunque no menos importante fíjese que el el dispositivo del líquido refrigerante este hasta la marca máxima que tiene el recipiente. El líquido refrigerante no solo hace parte del sistema de enfriamiento del motor sino también, es el fluido que viaja dentro del sistema de aire acondicionado para que este cumpla su función de enfriar. Si la salida de aire frío es insuficiente, puede indicar que las rejillas o el filtro están demasiado sucio y requieren mantenimiento o recambio respectivamente.


De su interés

REVISTA AUTOPARTES

EDC. 36: El mantenimiento de su vehículo es indispensable ya sea cada vez que salimos a carretera, por la seguridad de quienes transitan en ella, o en el diario vivir. Es preciso hacer una valoración exhaustiva de su vehículo y recuerde siempre realizarla en los centros de servicio autorizados.

ÚLTIMAS NOTICIAS

22:32
Cat: En profundidad
22:32
Cat: Invitado Especial
22:32
Cat: Lo último
14:36
Cat: Datos curiosos
21:36
Cat: Nuestra Editorial
21:16
Cat: En profundidad
Mostrando resultados 1 a 7 de un total de 219